La empresa PurposeEnergy ha revolucionado la forma en la que el mundo ve a la cerveza, dado que ahora más allá de embriagarte ayuda a producir energía.

Todo inicia en 2007, cuando Magic Hat empieza a tener una producción de más 3.3 millones de galones de cerveza por año, pero más del 90% del producto final agua. Agregando el agua utilizada para limpiar la maquinaria y otros aspectos de producción las facturas de la cervecería eran de alrededor de 200,000 dólares al año. Querían aumentar la producción, pero de hacerlo alrededor de 18,000 habitantes en Vermont se hubiesen quedado sin agua.

Dada la situación, los propietarios consideraron construir su propia planta de tratamiento de agua a lado de la cervecera, pero una idea mejor se presentó: Eric Fitch sugirió poner a prueba un prototipo en el que había estado trabajando llamado Tribid Biorreactor, el cual es un híbrido de tres digestores que no solo se encarga de limpiar las aguas residuales, sino de convertir los residuos biosólidos (material orgánico en la producción de cerveza) en energía.

extra-b-tribrid1

Vía: Purpose Energy

Para lograrlo se debe verter la mezcla de residuos en la cámara de licuefacción, donde los sólidos orgánicos se vuelven solubles para posteriormente convertirse en biogás soluble que circulará por una cámara de alta velocidad para iniciar el proceso de limpieza en las aguas residuales, las cuales no solo se limpiarán, sino que se eliminará la carga orgánica y se producirá combustible.

Ya maduro, la sustancia anaeróbica es devuelta por medio de la gravedad para el comienzo en la cámara interior donde se proporcionará alcalinidad. Esto amortigua el sistema para evitar trastornos biológicos y elimina el uso de costosos tratamientos químicos. Por último, se incorporan tratamientos terciarios dependiendo las necesidades del cliente y sus objetivos económicos.

Por medio de este procedimiento se convierte el 93% de residuos en la producción de las cerveceras en biogás mientras que con el 7% restante se produce un fertilizante distribuido a las granjas locales. De este modo se reduce el consumo del agua más del 50% y se producen 220 kilowatts de energía al día. Lo es que es suficiente para proveer de electricidad a 200 hogares promedio.

tumblr_n4fqrz4tza1s9r3ndo8_1280
Vía: Magic Hat

Una de las ventajas que más se aprecian en el proyecto es que debido a que la mayor parte de su composición es a base de metano (entre el 55 y 80%) el biogás es un biocombustible con fuerte potencial para aumentar la energía renovable. Se puede utilizar en la producción de electricidad, energía térmica y biometano para satisfacer la demanda industrial. Con esto, colabora con el medio ambiente al recudir la emisión de gases de efecto invernadero.

A pesar de que dio inicio con residuos de cerveza como lúpulo, cebada y levadura, en la actualidad busca llevarlo a cabo con residuos lácteos, aves de corral, ganado y paja.

*América Padilla redactora en Injo Innovation. Síguela en @AmeDvvCM. Más información sobre contenidos de Innovación:contact@injo.io

    Leave a Reply